Día Internacional de las Personas con Discapacidad

Día Internacional de las Personas con Discapacidad

Día Internacional de la Discapacidad 2019: Compromiso con la integración

El 3 de diciembre es el Día Internacional de las Personas con Discapacidad. Una fecha destacada en el calendario que nos recuerda la importancia de seguir invirtiendo en el cuidado y la integración de un colectivo para el que todavía existen importantes barreras. Limitaciones tangibles e intangibles que impiden su desarrollo social y personal y que son el reto de empresas como Cuidum y de muchos profesionales dedicados a la asistencia domiciliaria de ancianos y personas con discapacidad.

¿Qué es la discapacidad y qué implicaciones tiene?

El término discapacidad se emplea para referirse tanto a una deficiencia física que restrinja o impida la movilidad de la persona como a una limitación de carácter cognitivo o intelectual. Se trata por lo tanto de un concepto muy extenso que engloba a un amplio colectivo de individuos de todas las edades y a una larga lista de enfermedades mentales, sensoriales y motoras que suponen un obstáculo para la integración social.

El Día Internacional de la Discapacidad es una cita ineludible con la realidad a la que se enfrentan a diario cientos de miles de personas en todo el mundo: la incomprensión. No en vano, está demostrado que las personas con esta condición tienen más dificultades para acceder a la educación y al mercado laboral, desarrollar con normalidad sus rutinas y mantener un nivel económico adecuado. La mayor limitación de la discapacidad es la imposición de barreras sociales que impiden el pleno desarrollo intelectual, profesional y emocional de estos colectivos.

La ignorancia como causa de discriminación

Por desgracia, discapacidad y marginalidad son dos conceptos estrechamente relacionados. Los últimos informes elaborados por la ONU corroboran que entre las personas con algún tipo de discapacidad existen unas mayores tasas de pobreza y un mayor riesgo de ser víctimas de la violencia, sobre todo cuando se trata de población infantil. Este escenario poco alentador es el resultado de la estigmatización de estos colectivos como consecuencia de la falta de información y de medios para hacer frente a la adversidad.

Si bien es cierto que la Ley de Integración Social ha supuesto un gran avance en el reconocimiento de las circunstancias especiales de estas personas y sus familiares, la limitación de los recursos necesarios para garantizar la protección de las personas discapacitadas sigue teniendo un impacto evidente en la escasez de oportunidades, las barreras sociales y la discriminación. Celebraciones como la del Día Internacional de las Personas con Discapacidad sirven para dar voz a todas las personas y asociaciones que luchan a diario por transformar este escenario, reconocer la existencia de estas fronteras y proponer ideas para el cambio. El empleo conjunto de iniciativas de concienciación y ayudas económicas es la base de esta transformación.

Día de las Personas con Discapacidad: Un futuro de integración e igualdad

Dentro de los retos más destacados que se plantean el 3 de diciembre con motivo del Día Internacional de las Personas con Discapacidad está el de cumplir con la Agenda de Desarrollo Sostenible 2030. El principal objetivo de esta propuesta de la ONU es el de acelerar el cambio social con el compromiso de “no dejar a nadie atrás”. El propio secretario general de este organismo, António Guterres, insiste en que las personas con discapacidad son “la minoría más amplia del mundo”, un motivo más por el que luchar por su completa integración en la sociedad.

Esta integración debe plantearse desde una doble perspectiva. Tal como se recoge en los puntos clave de la Agenda 2030, los Estados deben, por un lado, facilitar el acceso de estas personas a las actividades cotidianas con políticas que salvaguarden los derechos fundamentales reconocidos por la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidades.

Por otro lado será necesario el cambio social y la promoción de una actitud más inclusiva no sólo a nivel institucional sino en la percepción que se tiene acerca de la discapacidad. No en vano, este año el lema del Día Internacional de la Discapacidad se centra en el empoderamiento de estas “minorías mayoritarias”, en la equidad, el desarrollo inclusivo y la erradicación de la marginalidad, algo que solo se puede conseguir con un cambio de mentalidad en el entorno más directo de quienes tienen esta condición.

El cambio es responsabilidad de todos

El Día Internacional de las Personas con Discapacidad es un momento para reflexionar acerca del futuro de las políticas actuales en relación a un colectivo que todavía sufre las consecuencias de la marginalidad. Un día en el que los gobiernos, los agentes sociales y los medios de comunicación tienen que asumir su parte de responsabilidad y fomentar la sensibilización de la sociedad con respecto a un tema que nos afecta a todos.

Desde Cuidum también queremos hacer esta contribución y sumarnos a ese empeño de “no dejar a nadie atrás” mediante un catálogo de servicios destinado a mejorar la calidad de vida de las personas dependientes y sus familiares. La constancia, el esfuerzo y la ilusión de nuestro equipo de profesionales son también una manera de ir eliminando obstáculos y allanando el camino hacia la integración.

Visionaria estratégica, amante de la comunicación, del marketing y de las ideas nuevas. Una latinoamericana en suelo europeo preocupada por el presente de nuestros mayores y el futuro de los jóvenes, empujando de a poco el marketing al servicio de la sociedad. Me enorgullece pertenecer a la gran familia de Cuidum, donde he podido direccionar mi brújula hacia el lugar y momento correcto. Este es mi ADN con el que trabajo día a día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.