Alzheimer y hábitos saludables

Alzheimer y hábitos saludables

Los hábitos saludables son por el momento la única medida efectiva contra el alzheimer

Las noticias están llenas de historias sobre cómo mantenerse sano, comer bien y mantenerse en forma. Junto con mantener sus cuerpos sanos, las personas quieren mantener su mente ágil a medida que envejecen. También quieren evitar trastornos cerebrales tales como la enfermedad de Alzheimer.

Los investigadores están estudiando si un estilo de vida saludable puede ayudar a prevenir la enfermedad de Alzheimer.

Los hábitos saludables son por el momento la única medida efectiva contra el alzheimer Click Para Twittear

Actualmente, no se conoce cura para la enfermedad de Alzheimer, pero los últimos resultados fruto de la investigación están aumentando las esperanzas de que algún día podría ser posible retrasar o incluso prevenir esta enfermedad devastadora. El Instituto Nacional sobre el Envejecimiento, parte de los Institutos Nacionales de Salud en el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, que es la principal agencia federal para la investigación relacionada con la enfermedad de Alzheimer, deterioro cognitivo leve (DCL), y deterioro cognitivo relacionado con la edad han publicado las evidencias actuales sobre lo que podemos hacer para prevenir el Alzheimer en lo que a estilo de vida se refiere.

Y lo cierto es que no hay evidencia definitiva hasta el momento acerca de lo que puede prevenir el deterioro cognitivo relacionado con la edad o Alzheimer. Lo que sí sabemos es que un estilo de vida saludable que incluya una dieta saludable, actividad física, peso adecuado, y no fumar, puede mantener y mejorar la salud general y el bienestar. Tomar decisiones saludables también puede reducir el riesgo de ciertas enfermedades crónicas, como enfermedades del corazón y la diabetes.

Los científicos están muy interesados ​​en seguir estudiando la posibilidad de que un estilo de vida saludable puede tener un efecto beneficioso sobre la enfermedad de Alzheimer en concreto. Mientras logran demostrarlo, a través de las investigaciones en curso, personas de todas las edades pueden beneficiarse de tomar medidas positivas para conseguir y mantenerse saludables. Toda iniciativa es poca para disminuir el impacto de una enfermedad tan dramática en nuestras vidas y en nuestras familias. Educarnos en hábitos saludables e implementarlos en nuestras casas desde una temprana edad parece ser lo único que podemos hacer por el momento para mantener la calidad de vida el mayor tiempo posible.

¿Te ha interesado el artículo? ¡Compártelo!

0 0
Fisioterapeuta, enfermero, Presidente de la Asociación de Fisioterapeutas para el Envejecimiento Activo y Profesor Asociado en la Universidad de Valencia. Tiene experiencia trabajando como cuidador en hospitales, residencias y es una persona muy relacionada en el ámbito socio-sanitario. Humanista y empatico son las facetas que mejor identifican a Juanjo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.